DEDICADO

En memoria de Santiago Maldonado. Pedimos justicia.

5/17/2006

Cerca de lo lejos

Todo el tiempo las señales son confusas, advertencias de todo tipo, susurros amenazantes de la conciencia, disparos al aire, desempleo.
Eso nos dice el mundo mientras decidimos nuestra vocación. Ayer estaba componiendo un poema en un bar. Y cuando estaba llegando a tocar la palabra en mi espíritu, una nena descalza apareció a pedirme una moneda. Sus ojitos reclamaban revolución. Y yo dejé de escribir el poema, el mundo me estaba diciendo algo. Y qué es más importante. Cómo escribir poemas mientras una nena descalza se resfría de miseria.
Cuando la nena se fue, me debatí el asunto y luego de una dolorosa pausa. Continué escribiendo el poema.

No hay comentarios.: