DEDICADO

Este blog está dedicado a mi musa Mercedes

5/07/2009

Balada a los comentaristas anónimos


Los comentaristas anónimos sugieren
que para construir un alma sólo hace falta
un diccionario de sepias palabras


Cuánto dolor que nunca alcanza la rima,
Cuánta pereza del sabio que no despierta

Entre lo correcto y el lugar común, tu vida
siempre el mismo equipaje
el mismo corazón de réquiem
y aunque te desnudes
jamás alcanzarás la piel de la quintaesencia

¿Pues cómo uno no va a tener clemencia
ante semejante fantasma? – uff!!! Fantasma, otra palabra citada

Existe un mutilado, no de un combate
sino de un abrazo
” escribió Vallejo
a quien te recomiendo que leas, cuando el lúgubre canto
de tu odio, te invite al encanto de la crítica
y confundas la manzana prohibida
con tu flamante incorporación a la policía metafísica

me alegro que mis palabras te llamen a escribir
es tiempo que desempolves la canción rota
y la telaraña del pentagrama y el musgo de la estatua de tu creación
hay un mar equivocado en cada odio
algo así como el mapa del mundo que contempla
el inmóvil profesor de geografía


Pedro Patzer

4 comentarios:

♥ ⌋€Ψ - €mm€ ♥ dijo...

Soldado sin nombre, del ejercito de lo escaso: Alguien que va a una guerra con un cuchillo sin filo, un palo de telgopor, un lazo de hilo endeble, indigente de alma, de hambre, pero con medalla de honor en burdos embustes.
Soldado, Bienvenido al 9-11, Bienvenida. Un par de versos bien hechos vinieron volando.
Tus balas de sal, fueron disparadas de lejos, Soldado. Y no hicieron ni estornudar al "enemigo".
La trinchera del anonimato no te ayuda a estar al resguardo, Soldado. Pues cuando te asomaste a ver tu target vencido, te encontraste con un batallón.
Tranquilo, Soldado. Nadie murió. La guerra solo tiene lugar en los corazones fríos.
Derrotado esta usted, sin embargo. Vuelva silbando bajito a casa, Soldado.
Y de hoy en adelante, siga mi consejo, las palabras del General: El que se enoja, pierde.


Una amante de los versos del señor.

MANDA dijo...

excelente Pedro, no te exasperes por los comentarios adversos ( se ve que hay un gracioso, me está pasando lo mismo en el blog), POR EL CONTRARIO, VEO QUE ALIMENTAN TU CREATIVIDAD

como diría Girondo : los críticos cacarean y nosotros ponemos los huevos"

pedro patzer dijo...

NADA SATISFACE AL RESENTIDO

Jesús ama tiernamente a Judas. Lo elige como uno de sus discípulos. Judas tuerce la boca,
piensa: "Por algo me eligió. Algún interés esconde". Jesús lo nombra tesorero de los
apóstoles. Judas masculla: "Me nombra tesorero para tenerme todo el día ocupado mientras
él se luce haciendo milagros". Jesús le permite que haga dos o tres milagros. Judas le
contesta que él no tiene por qué imitar a nadie. Judas anda con el ceño fruncido y la cara
desencajada en una mueca de mal humor. Nada le cae bien. Todo es un pretexto para
desencadenar interminables discusiones. La popularidad de Jesús lo irrita. Finge temer por
su suerte y le aconseja desistir de su campaña de agitación social, pero lo que busca es
sabotearlo. En vista de que Jesús sigue haciendo proselitismo lo denuncia a la autoridad con
la excusa de que así lo salva de males mayores. Cuando Jesús resucita, Judas no aguanta
más y se suicida.

Marco Denevi

Comentarista dijo...

Aunque usted insista en censurar estas palabras, le recomiendo que lea el subtexto y comprenda que usted es el unico culpable de este eterno alegato: la cinta de moebius girara hasta no parar nunca. Le repito: agradezco que se haya tomado el tiempo de dedicarnos un post a todos aquellos que desde la oscuridad vemos la rendija de la luz y admiramos la belleza real de las cosas sin emitir palabra a menos que lo amerite. Este no es el caso, ya que sin duda por un momento, este personaje anónimo pensaba que podía mantener una discusión interesante con el autor de este blog. Pero me he equivocado. Lamento que usted menosprecie a los lectores de sus post “enviándolos” a leer a Vallejo como si fuera Galtieri enviando a los pobres chicos a pelear por Malvinas. Más lamento el hecho de que usted no haya mantenido los comentarios hechos por este humilde servidor, dándole la posibilidad al mundo de poder elegir si cree o no en mis dichos, reduciéndolo a un mera cuestión metafísica. Pero hete aquí la cuestión de que me encontré con una persona que no acepta ningún tipo de críticas, sólo acepta la propia. Y por lo que he notado, cuando alguien le habla mal de su obra (si se puede llamar como tal), lo defenestra y acto seguido le muestra, como un general que ha ganado una batalla, sus pergaminos obtenidos. Seguramente usted necesita rodearse de personas mediocres que lo adulan constantemente. Quizás sea verdad, quizás no. Pero esta discusión finalizó al demostrarme que usted sólo permite una sola voz, que es la suya y la de nadie más. La censura se repitió en el pasado y ahora con los últimos 2 comentarios que le he hecho. Seguramente volverá a ocurrir. Mírese al espejo. El mismo “Gran Hermano” que Orwell creó (y que seguramente usted leyó y criticó) lo ha dominado. Su visión etnocentrista de la vida sólo se reduce a eso, a su visión. Sólo se debe amar a usted mismo y a nadie más (y ni siquiera se debe querer a usted). Espero que esto algún día le sirva para poder respetar las opiniones de los demás.