10/02/2008

corazón


Habrás llegado a Itaka? Quién lo sabe, sólo el que haya aprendido a traducir el lenguaje de su misterioso corazón
Desnudo vine de mi madre y desnudo iré a la ceniza, y en el medio el corazón,
El simulacro del eco del allá, ¿será el corazón la piedra inevitable que el niño de lo eterno y la nada, escondió, en la efímera forma humana?
¿Qué balbuces corazón, hermoso y maldito compañero de viaje,
Qué susurras polizón rojo, astuto delator del secreto del abismo?
Che, corazón, el cannon de poesía te prohíbe, los críticos te evitan,
Y el mundo te olvida, te explica, te intenta instalar pensamientos
Corazón, brújula de arena, espanto de lo lindo, coraje de la gota sobre
el irremediable monumento del día

Pedro Patzer

1 comentario:

josé lopez romero dijo...

Pedro, te dejo mi presencia aunque no me recuerdes ni tengas obligación de hacerlo. Te descubrí hace tiempo y me gustaron mucho tus escritos. Por los enredos de mi trabajo te perdí en el camino pero he vuelto a encontrarte. Podría comentar en cualquiera de tus post porque todos son buenos, elegí este y ya está. Mis saludos y regresaré más seguido. Mi afecto

Cancionero del Tren Roca (vía Quilmes), de Pedro Patzer - Invitación a la ilustración colectiva -

Cancionero del Tren Roca (vía Quilmes), de Pedro Patzer - Invitación a la ilustración colectiva -    En ese entonces, aquél verso de Pa...